Yoga in Summer

Cool off this summer with yoga, meditation and breathing techniques. Stay focused, healthy and happy with some simple practices.

Summer time means different things for different people. A time to holiday, hit the beach, and relax.

However you view summer, one thing is constant: it’s hot. Really, really warm and muggy. And isn’t each year seemingly getting warmer?

5 Yoga Tips to Cool Off This Summer

From a yoga practitioner’s point of view, it’s part of change. One season flows into another – each one brings its set of changes. A yogi will simply look at the changes and act: do some best practices to ensure the body and mind stay fit.

Here are five yoga tips. You could choose a favorite yoga tip and practice it regularly or even do all.

#1: The secret is in your breath

The next time you’re waiting for a bus or have a few minutes before you rush out for the day, try the Sheetali pranayama.

  1. Stick your tongue out and curl the sides of the tongue upward towards the center of the tongue.
  2. Breathe in through the mouth, hold the breath and slowly exhale through the nose.

Repeat 5-10 times.
You’ll find your body temperature cooling down.

#2: Drink up

The more you hydrate yourself, the better. With 70 percent of water in your body, you’d better ensure there’s lot of liquid out there. Besides drinking gallons of fluids, you could include the Sheetkari pranayama in your routine. Here’s how:

  1. With mouth open, clench your teeth and press the tongue against the teeth. Breathe in.
  2. Close your mouth and breathe out normally through the nostrils.

Repeat 5-10 times. Lots of people find that Sheetkari helps to quench thirst. So if you’re stranded without water somewhere, you know what to do. And even if you have all the fluids, do the Sheetkari pranayama. It also helps to cool the body.

Friendly caution: Sheetkari is not a substitute for water or fluids. Drink up, for sure.

#3: Calm the nerves

Cuando la temperatura es alta afuera, es probable que perdamos los estribos, nos impacientemos y nos cansemos. Ahí es donde interviene Chandrabhedi. Esta técnica de respiración tiene un efecto refrescante en el sistema nervioso y en los nadis (canales sutiles de energía).

  1. Cierre la fosa nasal derecha con el pulgar derecho.
  2. Exhale completamente por la fosa nasal izquierda y luego respire por la fosa nasal izquierda.
  3. Cierre la fosa nasal izquierda con su dedo meñique y exhale por la derecha.

Repita 5-10 veces: inhalando desde la izquierda y exhalando desde la derecha.
Después del pranayama, acuéstese en  Shavasan (pose de cadáver) . Te relajará y refrescará.

# 4: disminuya la velocidad en posturas de yoga

Aquí hay otras asanas de yoga que puedes practicar en verano:

Dhruvasana, Ardhkatichakrasana, Konasana, Marjariasana , Mariposa,
Vajrasan, Sinhasana, Shashankasana, Chakrasana, Uttanpadasana,
Yoga Nidra , Shavasana

Las posturas de yoga practicadas equilibran suavemente y meditativamente la mente y el cuerpo y son beneficiosas en cualquier época del año. Shavasana y meditación son especialmente buenas en verano.

Cualquier actividad física aumenta la temperatura corporal. Es por eso que es mejor evitar las asanas excesivas o extenuantes cuando hace mucho calor. Temprano en la mañana o tarde en la noche son los mejores momentos para practicar posturas de yoga durante el verano.
Las personas tipo ‘Pitta’ deben evitar las posturas de yoga de ritmo rápido. Si la temperatura es muy alta, evite las técnicas de respiración rápida como Kapal Bhati y Agnisara.

# 5: Jura por Shavasana

Come, bebe y se feliz

  • Reduzca la ingesta de comida picante, té, café y azúcar.
  • Evite los alimentos grasos porque supone una carga adicional para el sistema digestivo y el corazón.
  • Consume grandes cantidades de frutas, verduras y yogur. Aunque no juntos.
  • Minimice el consumo de comida no vegetariana.
  • Aumente la ingesta de agua de cal con una pizca de sal. Recuerde: un poco de cal puede enfriar, pero demasiado puede agravar el pitta.

Después de un largo día, ¿quieres relajarte por la noche? Acuéstese en Shavasana cerca de una pared, con los pies tocando la pared. Levanta las piernas y descansa los pies en la pared. Después de mantener la postura durante un minuto o dos, baja las piernas y descansa en Shavasana. Encontrarás esta pose de yoga refrescante y restauradora. ¿Como funciona esto? Dado que el corazón bombea más sangre, cuando la temperatura es alta, esta pose de yoga ayuda al corazón al devolver más sangre al corazón. (Aquí usamos la gravedad para devolver la sangre al corazón).

Precaución: las personas con presión arterial alta y problemas de espalda deben evitar esta postura de yoga. Una alternativa más fácil a esta pose de yoga es apilar algunas almohadas y descansar los pies sobre ellas.

Artículo original aquí en el sitio web The Art of Living.




Leave a Reply

%d bloggers like this: